La creatividad, se aprende como se aprende a leer

Creatividad

La creatividad es una competencia fundamental del profesional 2.0, no solo es un impulsor de la innovación de productos y servicios, sino que también ayuda en la solución de problemas, en la negociación y en la conducción de personas.

 

Ser creativo es mirar el mundo desde diferentes ópticas, tener flexibilidad de asumir diferentes patrones de pensamiento y poseer la capacidad de pensar muchas soluciones rápidamente.

 

Existen muchas definiciones de creatividad, pero por ahora me conformare con decir que la creatividad es la capacidad de conectar ideas para desarrollar nuevos conceptos. Ser creativo es mezclar mundos en nuestros pensamientos y de la mezcla de mundos salen ideas creativas, nuevas y diferentes.

 

Todas las personas nacen creativas, es con el pasar del tiempo, con el accionar de la escuela que se va anulando la creatividad y es vencida o adormecida por la racionalidad, la lógica y el pensamiento convergente, lineal o lógico.

 

Si queremos mejorar nuestra creatividad, el primer paso es romper con los patrones de pensamiento, con los esquemas preconcebidos que enmarcan las realidades organizacionales, educativas y culturales.

 

La creatividad cobra cada vez más sentido si la usamos para resolver problemas, para crear en cualquier ámbito: artístico, científico, tecnológico o empresarial.

 

¿Cómo se puede mejorar la creatividad?

 

La creatividad es una competencia y en consecuencia se puede aprender, practicar y mejorar. Hay herramientas que buscan mejorar la creatividad, alguna de ellas sirven para ampliar ideas y generar opciones nuevas, son muy usadas en el ámbito creativo y permiten crear muchas ideas.

 

Las más conocidas son: brainstorming, los mapas mentales, los seis sombreros para pensar, el método scamper, el método caja morfológica, el collage de revistas, las analogías, etc; son muchos los métodos que se pueden aplicar para optimizar nuestra creatividad. Todos se pueden buscar en internet y son fáciles de aplicar. Lo más importante es la actitud de buscar nuevas opciones y nuevas conexiones. Fomentar una actitud transgresora, que invite a preguntarse el porqué de las cosas y a retar lo establecido.

 

Las grandes innovaciones del hombre han surgido de la creatividad, y de un pensamiento que cuestiona la realidad y crea en el pensamiento nuevas opciones diferentes e innovadoras.

 

¿Cuál es la relación entre creatividad e innovación?

 

La creatividad es la materia prima de la innovación, pero podríamos decir que la creatividad es una condición necesaria más no suficiente para que se realice la innovación, la clave es la ejecución.

 

Podemos decir que creatividad sin ejecución son solo ideas, pueden ser buenas ideas, pero las ideas en si no generan valor, el valor nace de convertir ideas en productos o servicios que tengan impacto en el mercado.

 

¿Qué se puede hacer para poder tener impacto creativo?

 

Se dice que para poder tener impacto creativo se deben disponer de tres elementos, conocimiento del tema en el cual se quiere hacer algún aporte creativo e innovador. El segundo elemento es pensar de forma diferente, disruptiva, no siguiendo los pasos tradicionales o los enfoques usuales y finalmente tener motivación y perseverancia, es decir persistencia con lo que se busca.

 

¿Qué se recomienda para fomentar la creatividad de un profesional?

 

Ejercitarla, al igual que ejercitamos los músculos, ocurre con la creatividad, mientras más nos ejercitamos en un gimnasio mejor forma desarrollamos, de igual manera pasa con la creatividad, mientras más la usamos más creativos nos convertimos. Lo primero es ejercitarte. En cada toma de decisiones, nos podemos hacer una pregunta: ¿se podría hacer de otra forma? ¿Podría pensar opciones diferentes? ¿Qué pasaría si cambiara una condición o una restricción? Ese pensamiento es creatividad.

 

¿Cómo se puede usar la creatividad para impulsar la innovación?

 

Se pueden desplegar dos condiciones: la diversidad y buscar nuevas conversaciones.

 

La Diversidad, es una condición, que significa que las personas tendrán mayor capacidad de generar innovación en la medida que exista diversidad de pensamiento, el cual se puede cultivar conversando con personas de otras profesiones.

 

Recordemos que la creatividad es la conexión de mundos diferentes, y eso es clave al momento de hacer innovación.La diversidad tiene un enfoque incluso más amplio, cuando exploramos la visión de personas de otras culturas, de otras edades, de otros target socioeconómicos, etc. La diversidad es un poderoso motor de la innovación, es un acelerador de la creatividad porque significa exponer miradas diferentes sobre un problema u oportunidad y siempre el fruto es mayor que el enfoque cerrado desde una única perspectiva.

 

Nuevas conexiones y conversaciones, es la segunda condición para mejorar nuestra capacidad innovadora, significa buscar desarrollar  nuevas conexiones y nuevas conversaciones, refiriéndome a esa capacidad de conectarnos con mundos diferentes al que habitualmente nos desenvolvemos.

 

Si soy ingeniero mecánico y me junto con  colegas para conversar sobre problemas laborales similares, mi capacidad de generar nuevas conexiones y nuevas conversaciones es menor que si en mis relaciones tengo amistad con un  periodista, un veterinario y un diseñador.  El generar nuevas conexiones y conversaciones ayudara a ver puntos de vista diferentes y a captar perspectivas diferentes de otros mundos, de otras realidades profesionales y de otros prismas de pensamiento.

 

Las grandes realizaciones del hombre siempre tienen elementos producto de hacer conexiones que parecen tomadas de otros negocios y de otros ámbitos. Es esa capacidad de crear conexiones de otros ámbitos es un aspecto que facilita la innovación y genera un pensamiento diferente en la interpretación de las realidades.

 

Cuando queremos hacer innovación, el pensar en nuevas conexiones podría aplicarse cuando viendo las cosas desde la perspectiva de otras industrias, podemos buscar nuevas conexiones.

 

Imaginemos que estoy en el negocio de telecomunicaciones y yo me pregunto: ¿Qué aspectos de la industria del entretenimientos podría usar en mi negocio?; o por ejemplo si estoy en la banca y me pregunto ¿Qué práctica del negocio de consumo masivo podría adaptar para mejorar mi servicio?, o si estoy en el negocio de la salud y me preguntara: ¿Qué práctica del negocio de la hospitalidad podría incorporar en mi gestión cotidiana?. Son esas preguntas y su interrelación con otros mercados una excelente base para desarrollar la innovación.

 

Existen muchos casos históricos de grandes innovaciones que se les atribuyen al hecho de conectar con prácticas y experiencias de otras industrias. Fue de un estudio de la biología y como se comunican las hormigas, como luego de modelar esa práctica, años más tarde la industria de electricidad de los Estados Unidos usa esos modelos para la distribución de electricidad. En otras palabras, del mundo de la biología, partió un patrón que hoy se usa en la industria eléctrica.

 

Finalmente, estos dos elementos si los ponemos en práctica, estaremos construyendo una base para edificar una cultura de innovación: dispongamos tiempo para pensar, desarrollemos la diversidad en nuestra empresa y construyamos nuevas conexiones y conversaciones con otras industrias.

 

Alejandro Rivera Prato.